Presentan Guía de Orientaciones para la Gestión de Voluntarios Espontáneos en Situaciones de Emergencia y Desastre

La Gobernación de Concepción, junto a la Universidad de Manchester (UK), organismos públicos, ONGs, Sociedad civil y servicios relacionados con la gestión del riesgo y emergencias, trabajaron durante el segundo semestre del 2018 en una comisión permanente para desarrollar la “Guía de Orientaciones para la gestión de voluntarios espontáneos en situaciones de emergencia y desastre”.

El proyecto representa el primer esfuerzo por promover en América Latina la implementación de la norma NCh-ISO 22319 y su principal objetivo es mejorar la coordinación y participación del voluntariado espontáneo mediante las orientaciones que establece la guía, y que puedan servir de base para que otros países puedan también aplicar esta norma.

IMG-20190503-WA0049

Desde el inicio de este proyecto, Fundación Alto Río ha tenido una participación activa en la mesa intersectorial que se formó para desarrollar el documento, en este contexto, Mónica Molina, presidenta de la fundación, destaca que “nuestro trabajo se centró en el desarrollo de una metodología de trabajo para implementar Centros de Recepción de Voluntariado Espontáneo (CRVEs), como una manera de darle sustentabilidad a las orientaciones de la guía y en ese sentido ya se ha gestionado con la Municipalidad de Concepción la realización del primer piloto de implementación”.

Además Mónica explicó que “sin embargo, aunque son los municipios los invitados a incorporar los lineamientos de este documento, como fundación queremos demostrar que cualquier organización que cuente con las capacidades básicas, podría implementar CRVEs. Por ejemplo, ya hemos iniciado acercamientos a nivel local con INJUV para apoyar la organización del voluntariado juvenil. Entonces, la idea central es que, en caso de ocurrir algún desastre, se activen los CREVEs disponibles en la comuna y se pongan a disposición del mando que dirige las tareas de respuesta y recuperación en una emergencia específica, obviamente, tras previa coordinación”.

“Un punto importante que se desarrolla es la identificación de tareas a realizar por los voluntarios espontáneos, las cuales son muy variadas y que en términos generales no tendrían relación con la primera línea ni con el contacto directo con personas damnificadas o afectadas”, agregó.

Para descargar la guía, haz click aquí.

Categorías: Blog, Noticias, Uncategorized

Los comentarios están cerrados.